La historia del joven que quiso independizarse y no pudo

Muchos de vosotros y vosotras os sentiréis identificados con el título de esta entrada, exactamente, y según un estudio realizado por la Obra Social La Caixa, el 70% de los jóvenes españoles entre 20 y 29 años viven, aún, con sus padres. Bienvenidos a la triste realidad del acceso a la vivienda o debería llamarlo mejor, el no acceso a la vivienda y, como consecuencia, la emancipación tardía de los jóvenes españoles.

Os hablaré de mi caso personal, tengo 27 años y si, aún vivo con mis padres, la verdad que no me puedo quejar pero después de 7 años de mi vida estudiando dos carreras, haciendo diversos trabajos temporales sin ninguna estabilidad, estudiando idiomas y cursos para mejorar mi currículum y privándome de ciertas cosas por no poder mantener esos gastos, creo que tengo razones suficientes como para querer independizarme. Ese es mi sueño,que llegue el día de emanciparme y formar mi propia familia y encaminar, por mi solo, mi vida, pero todo se desvanece y se queda ahí, en un triste sueño.

Está claro, ser jóven hoy en día es sinónimo de precariedad y ese sueño de emancipación se convierte en toda una utopía.

A todo esto hay que añadir muchos impedimentos que los jóvenes nos encontramos por el camino a nuestra independencia:

1. El elevado coste de la vivienda. No sólo la compra sino, también, el precio de los alquileres, cada vez, más caros.

2. Las pocas ayudas que percibimos por parte de nuestro Gobierno. En vez de recibir esas ayudas solo recibimos impedimentos y trabas.

3. El grave problema del paro que afecta, sobre todo, a la juventud. Con paro y sin trabajo no podemos ahorrar dinero para poder disfrutarlo en una vida futura próxima de emancipación, ajena a los padres.

En definitiva, esta lista podría aumentar pero nos podemos hacer una leve idea de la situación. Otro tema que tiene mucho que ver e igual que preocupante es la desemancipación o el retorno al nido de los padres. En 2011 y, según el mismo estudio de la Obra Social de La Caixa, el 14,5 de los jóvenes emancipados han regresado al hogar con sus padres debido a problemas de trabajo o al pago de las altas hipotecas.

Para concluir con esta preocupación comentar que ya va siendo hora que nuestro Gobierno deje de preocuparse por el rescate de los bancos y empiece a preocuparse por el futuro de este país, que lo constituímos nosotros, los jóvenes.

Os adjunto una copia del estudio “La Transición de los jóvenes a la vida adulta” realizado por la Obra Social La Caixa para si os interesa saber más, sobre este tema. Además os añado, también, un vídeo de la Doctora de Sociología Almudena Moreno Mínguez que habla sobre dicho estudio.

estudio-social-n-34-la-transicion-de-los-jovenes-a-la-vida-adulta[1]

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s